En Fantino denuncian colmadón no les deja dormir, con complicidad de la Policía Nacional

Compartir en tus redes

 

SANTO DOMINGO, República Dominicana.-La Junta de Vecinos Mauricio Báez, del Barrio Libertad, antiguo Juan Castaño, del municipio Fantino, denunció este viernes que un negocio tipo colmadón, llamado «Robles comercial», no les deja dormir, con música a altos deciveles, juego de dominó y billar hasta las cuatro de la mañana, y tiroteos; todo ante la mirada indiferente y cómplice de las autoridades policiales.

Denuncian que el negocio tiene diferentes tipos de juegos, incluyendo un billar, todo al aire libre a la vista de todos, el cual se llena de «tigueres» apostando dinero, tomando alcohol y, hasta drogándose.

Agentes de la Policía Nacional mientras buscan dinero en el referido colmadón.

Agregan que hay quienes van al mismo negocio a vender la droga, se arman rebuses con todo tipos de armas, y tornan el sector un verdadero campo de tiro.

Acotaron que llaman al destacamento de la Policia Nacional y nunca van, «hasta al 911 hemos llamado y dicen que no están para eso, la comunidad es quien evita que se maten porque la policia no viene; pero sí pasa de día a buscar lo suyo».

Dijeron que ahí no respetan Toque de Queda, ya que el dueño los encierra a jugar hasta las 4 de la mañana, mientras el barrio escucha las malas palabras que se dicen. Las fichas de dominó suenan hasta la madrugada y, de ahí salen a pelearse, haciendo disparos al aire.

Aseguran que han denunciando ese problema en innumerables ocasiones desde hace ya mucho tiempo, pero que la policía cuando los comunitarios se presentan en comisión al destacamento, los agentes van y se llevan la bola y los juegos, pero luego se los entregan, no saben si desde la propia fiscalía de Fantino.

Denunciaron además, que también hay dos casas que venden bebidas alcohólicas en el sector, y que las personas se trasladan a este barrio a comprar a eso tres lugares a todas horas de la noche, desde los campos aledaños y desde el mismo pueblo de Fantino.

«No debería ser posible que aún llevándose la dotación policial de Fantino, ya este miércoles la camioneta de la policía ande con nuevas autoridades policiales buscando dinero en ese lugar, mientras ellos mismos pueden ver a padres de familia con niños en sus piernas tomando alcohol, y sabiendo que en la noche esto se vuelve un infierno, el cual no nos deja dormir».

Solicitaron la ayuda directa del nuevo director de la Policía Nacional, Mayor General Edward Sánchez González y de la Procuraduría General de la República, para evitar que maten a alguien en el lugar, y la definitiva tranquilidad del barrio, de las familias y, de sus hijos, los cuales tienen que presenciar el vandalismo que dicen les arropa.

Facebook Comments
Compartir en tus redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.